EMPRENDIMIENTO

Cuida de tus empleados y cuidaran de tu negocio

Cuida de tus empleados y cuidaran de tu negocio; Entre los factores determinantes para el éxito o fracaso de un negocio, el recurso humano es probablemente uno de los más críticos.

Cuida de tus empleados y cuidaran de tu negocio

Tus empleados pueden hacer la diferencia entre una empresa altamente productiva y dinámica o bien pueden transformar a tu compañía en una organización apática, lenta y deficiente al punto de llevarla al caos e inclusive a la quiebra.

Tener malos empleados puede ser una enorme pérdida de dinero y un dolor de cabeza pero muchos emprendedores lamentablemente se dan cuenta de esto cuando es demasiado tarde, cuando en muchas ocasiones las situaciones están fuera de control o bien cuando lidiar con esos colaboradores con mala actitud se vuelve bastante difícil y complicado de solucionar.

Así que el día de hoy te comparto algunos buenos consejos para evitar que los empleados acaben con tu negocio:
Contrata inteligentemente


El ideal es que puedas eludir el inconveniente y eso solo lo puedes conseguir haciendo una buena contratación de personal. Desde entonces solicitar los servicios de una compañía especializada puede ayudar a filtrar gente que solo te atraerá problemas pero si no cuentas con el presupuesto para tal fin, intenta entrevistar cuidadosamente a cada prospecto par evaluar su personalidad y actitud.

Intenta que tenga suficientes referencias positivas ya antes de contratarlo. Llama a sus referencias y asegúrate que puedan hablar bien de esa persona. Haz preguntas directas sobre su actitud hacia el trabajo, relación familiar y honradez.

Especialmente haz mucho énfasis en los valores de las personas a contratar. No es suficiente que contrates a un mecánico de autos solo porque es buen mecánico (técnicamente hablando). Precisas saber que es honrado, respetuoso y responsable en el trabajo. Debes saber que no llegará tarde o bien se ausentará de sus tareas pues la noche precedente estuvo bebiendo licor.

Haz Click Aquí Para Ver:  Emprendedores Favoritos En La Actualidad
Sus habilidades son esenciales mas sus valores lo son todavía más.
Procura un buena ambiente laboral


Las personas son seres humanos con necesidades, sueños y responsabilidades y han de ser tratadas con respeto y dignidad. Un buen colaborador se puede transformar en un empleado problemático cuando se siente explotado y abusado en el trabajo. 

Las extensas jornadas, los malos tratos, la recarga de trabajo y la mala paga son los detonantes a fin de que las personas pierdan la fidelidad y el sentido de responsabilidad hacia la empresa.

Un cajero mal pagado puede verse tentado a tomar dinero que no le pertenece por el simple hecho de que siente que no tiene un sueldo justo.

Una chef que es maltratada puede darle un pésimo sabor a el alimento por el simple hecho de vengarse contra quienes pierden la sensibilidad cara su dignidad como persona.

Un asistente de bodega podría ser el próximo líder sindicalista que te cause grandes inconvenientes laborales. ¡Que no precisas! 

Motiva constantemente


Los grandes líderes de la humanidad lo saben. El secreto está en la mente y en nuestros pensamientos. Procura que con determinada frecuencia tus empleados reciban hablas motivacionales donde además recuerden la visión de la empresa. 

Las palabras de aprobación y agradecimiento, los reconocimientos públicos y porque no, dar algún incentivo económico a los empleados con mejor actitud y responsabilidad son armas que pueden hacer una gran diferencia en el clima laboral. Progresar la motivación puede potenciar tu empresa a niveles insospechados de éxito.

Toma resoluciones firmes cuando haya que hacerlo
Si ya tienes en tu equipo a un mal empleado, recuerda el dicho: «una manzana podrida, pudre todo el cesto.» Así que no esperes a que esa persona contamine a todo un departamento y luego a toda la organización.

Haz Click Aquí Para Ver:  Por qué razón madrugar aun los fines de semana

Se firme en tus resoluciones. Haz las llamadas de atención que correspondan pero si no hay un cambio entonces procede a prescindir de esa persona que no aporta nada positivo a tu organización.

La parte difícil en estos casos es reemplazar la parte funcional de tal individuo que muchas veces se aferra a su puesto porque conoce procesos internos de la empresa o bien porque es experto en alguna área técnica. En casos como esos, debes buscar a alguien con la capacidad de aprender velozmente o bien de ser capacitado inmediatamente para sustituir dicho puesto. Es posible que aun padezcas provisionalmente mientras que se hace el remplazo mas los beneficios en un largo plazo pueden ser mucho mejores.

Como un último consejo, intenta siempre y en toda circunstancia ya antes de hacer un despido cumplir con todas las normativas que establece el código de trabajo de tu ciudad en concepto de llamadas de atención verbales y por escrito para evitar que exactamente el mismo se considere «un despido injustificado».

AYUDANOS COMPARTIENDO EN REDES SOCIALES, Y COMENTANOS QUE TE PARECIO EL ARTICULO.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *